martes, 8 de marzo de 2016

Exposición 'La cuna de la humanidad. Nuestros primeros pasos'



CosmoCaixa Barcelona. A partir del 9 de marzo de 2016 

El museo de ciencias CosmoCaixa de Barcelona ha viajado hasta los orígenes humanos en África hace 4 millones de años con 200 piezas únicas en la exposición 'La cuna de la humanidad', ha explicado la directora general adjunta de la Fundación Bancaria La Caixa, Elisa Durán, este martes en rueda de prensa.

El museo lanzará a partir de Pascua una guía-aplicación, disponible en cuatro idiomas, que tiene la finalidad de ofrecer una experiencia interactiva con las exposiciones del museo a través de una audioguía, un mapa, un concurso y una galería de imágenes.

'La cuna de la humanidad', que ha estado en el Museo de la Evolución Humana de Burgos y en el Museo Arqueológico de Madrid, es una selección de piezas procedentes del Museo nacional de Dar es Salaam (Tanzania), y de las excavaciones del equipo The Olduvai Paleoanthropology and Paleoecology Project (Toppp) sobre el origen y la evolución humana.

Los arqueólogos y comisarios de la exposición, Enrique Baqueadano y Manuel Domínguez-Rodrigo, han ensalzado el valor de la muestra: "Hemos tenido el privilegio de acceder a unos de los lugares más espectaculares".

"Nunca habíamos tenido tanta información. Con esta exposición, queremos abrir las puertas a la sociedad para que conozca el trabajo que este equipo ha hecho durante 20 años", ha continuado Domínguez-Rodrigo.

Imagen promocional de la exposición 'El bressol de la humanitat' de La Obra Social “la Caixa” (LVD)

DE AUSTRALOPITECINOS A HOMO SAPIENS

Domínguez-Rodrigo ha apuntado que la exposición cuenta con los cuatro grandes homínidos como bloques que estructuran la muestra: "Primero hay los australopitecinos, con Lucy, que es el primer australopithecus afarensis que se descubrió en 1974; después vienen los habilinos; luego las formas complejas con los homoergaster, que ya se parecen más a nosotros; y finalmente, el cuarto bloque con la aparición de la especie humana a partir de los homo sapiens".

"Podemos decir con orgullo que estamos contribuyendo a descubrimientos muy importantes con esta exposición que es única y será la última vez que tendremos la oportunidad de tener estas piezas fuera de Tanzania", ha continuado.

Las 200 piezas de la exposición, que podrá verse hasta enero de 2017, son originales de varios yacimientos de la zona del Valle del Rift, y cuenta con el esqueleto parcial de Paranthropus boisei de 1,3 millones de antigüedad, mandíbulas, dientes de rinocerontes, así como fósiles de animales que ya no existen, entre otros.

El director del patrimonio Histórico y del Museo Nacional de Tanzania, Audax Mabulla, ha destacado que los visitantes podrán "interactuar y ver animales que ya no existen, homínidos y diferentes tipos de herramientas"; después la exposición volverá a Tanzania para quedarse como muestra permanente.