miércoles, 21 de mayo de 2014

Una manada de 20 bisontes europeos serán reintroducidos en Rumanía



 13 May. (EUROPA PRESS). Una manada de 20 bisontes europeos (Bison bonasus) serán reintroducidos el próximo sábado en las montañas Tarcud de Armenis, en los Cárpatos de Rumanía procedentes de varios países europeos. Se trata de la reintroducción más numerosa de la historia de este mamífero salvaje terrestre en una zona donde se extinguió a causa de los cazadores hace 200 años.

   Según ha informado la Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH), que es la sección española de Rewilding Europe, el próximo verano se incrementará con otros diez ejemplares más y durante la próxima década se aspira a reintroducir cada año un número considerable de bisontes en varios lugares piloto de los Cárpatos meridionales.

   Una vez liberados, los ejemplares no recibirán alimentación suplementaria, por lo que tendrán que valerse por sí mismos para integrarse en el ecosistema y formar parte de los procesos naturales en la zona. Los bisontes, en un principio, se aclimatarán en un espacio de 15 hectáreas y después pasarán a una zona de asilvestramiento mayor, de 160 hectáreas.

   El objetivo es dar a estos animales la oportunidad de recuperar su condición salvaje y adquirir habilidades de supervivencia en la naturaleza. La 'Iniciativa Bisonte Montañas Tarcu' pretende conseguir una manada que sume al menos 500 bisontes en libertad para el año 2025, en un territorio de 1,4 millones de hectáreas de las montañas salvajes y los valles de la parte sur de la cordillera de los Cárpatos.

   Así, la FNYH explica que una vez se logre una manada estructurada, a principios de septiembre serán liberados en el medio natural y serán los primeros bisontes con libertad de movimiento desde el siglo XVIII.
   En concreto, el área de la liberación es un vasto y salvaje paraje de las montañas de Tarcu, de 59.000 hectáreas de superficie, incluido en la Red Natura 2000 de la Unión Europea. Una vez en esa zona protegida, los bisontes y otros herbívoros salvajes segarán a diente los pastos naturales.

   En la zona hay depredadores como el oso y el lobo, importantes para la selección natural de los animales, de modo que se resilvestren y puedan vivir libres en la naturaleza.

   En enero de 2014 la población mundial de bisonte europeo era de solo 5.046 individuos, de los que únicamente 3.230 en libertad, o semi libres, y el resto en zoos. El bisonte europeo es una especie más rara en la naturaleza que el rinoceronte negro africano.

   Por otro lado, el proyecto contempla poner en marcha un segundo lugar de liberación en 2015 en la aldea de Poieni, cerca de la ciudad de Hateg. El bisonte europeo es una de las llamadas especies clave en los ecosistemas, con un papel muy importante para la biodiversidad y el equilibrio de los hábitats forestales y los pastizales.

   Además de ser una especie emblemática de la protección de la naturaleza en Europa, tiene la oportunidad de convertirse también en un nuevo símbolo para el desarrollo económico regional, que ayude a poner zonas en el mapa, transformándolas en los espacios naturales más importantes de Europa y dotándolas del atractivo necesario para ser convertidas en verdaderos destinos de observación de la vida silvestre.

   La iniciativa de Rewilding Europe está financiada por Lotería de Holanda, la Lotería de Suecia y el Fondo de Vida Silvestre en libertad, donantes que hacen posible la reintroducción del bisonte en los Cárpatos Meridionales.

   Los bisontes que se liberarán este domingo proceden de Suecia, Alemania, Italia, Bélgica, Suiza y Rumanía así como de los parques zoológicos de Hirschfeld, Springe, Berna, Parco Natura Viva y Kolmerden, que han donado sus animales y pagado su transporte. europapress.es/

Link 2 (17/05/14): Finally back on stage after more than 250 years!