jueves, 19 de mayo de 2016

Estudio refuerza la hipótesis de una migración de vuelta a África en el Paleolítico


El cráneo de la mujer de Pestera Muierii (Rumania) de 35.000 años de antigüedad de quien se ha secuenciado el genoma mitocondrial completo - E. Trinkaus y A. Soficaru

EFE.- Una investigación internacional liderada por la Universidad del País Vasco (UPV-EHU) ha recuperado, a partir de los dientes, la secuencia completa del mitogenoma de un fósil de 35.000 años de antigüedad, perteneciente la primera población 'homo sapiens' de Europa.

El vestigio ha sido hallado en la cueva rumana de Pestera Muierii y pertenece "a una mujer cuyo linaje habitó Europa tras la expansión euroasiática del género Homo desde África", según ha indicado la UPV-EHU en un comunicado.

Los investigadores sugieren que su descubrimiento refuerza la hipótesis de una migración de vuelta a África en el Paleolítico Superior por parte de algunas poblaciones que habitaban Eurasia.

No obstante, precisan que "no hay evidencia directa de este viaje de vuelta debido a la escasez de restos fósiles del Paleolítico en el norte de África.

Los resultados de la investigación, publicados en la revista Scientific Reports, indican también que del material genético recuperado, que se corresponde con el grupo evolutivo U6, descienden los linajes existentes ahora en las poblaciones del norte de África fundamentalmente.

Desde esta manera, los investigadores han afirmado que se confirma el origen euroasiático de este linaje.

En este momento, el grupo de trabajo analiza el genoma del núcleo, cuyos resultados proporcionarán, entre otra información, "la influencia de los movimientos poblacionales del pasado en la comprensión de nuestra historia evolutiva", según ha explicado la catedrática y responsable del estudio, Concepción de la Rúa. La investigación la ha desarrollado el grupo de Biología Evolutiva Humana de la Facultad de Ciencia y Tecnología de la UPV-EHU en colaboración con investigadores de Suecia, Holanda y Rumanía. lavanguardia.com / Link 2 


Link 3: DNA of 35,000-year-old Homo sapiens reveals Palaeolithic migration back to Africa
A 35,000-year-old Homo sapiens whose remains were discovered in Romania may belong to a genetic population with a common ancestor never identified up until now. While its genome is that of modern humans, its morphological features appear related to both Homo Sapiens and Neanderthals.

A study, published in the journal Nature, examines the mitochondrial genome of the Homo sapiens individual. The scientists show this modern human, referred to as PM1, belongs to a single haplogroup – a genetic group with a common ancestor – with Eurasian origins.

They suggest that in parallel to a human expansion in Eurasia approximately 40,000–45,000 years ago, such individuals may have migrated back to North Africa...