miércoles, 23 de noviembre de 2016

Los españoles que investigan el secreto de las manos del homo sapiens



Las manos de las cuevas son el vínculo entre la prehistoria y nuestra era. Un proyecto español ha digitalizado las huellas de 33 cavernas europeas para entender el misterio.
Así quieren averiguar qué rol tenían las mujeres en la sociedad o si los neandertales también pintaban.

En el simple gesto de estampar una mano en la pared puede estar la llave que permita adentrarnos en grandes cuestiones del pasado. ¿Convivieron los neandertales con los homo sapiens? ¿Tenían las mujeres y los niños en la Prehistoria un rol protagonista? ¿Fueron los cromañones los primeros en expresarse artísticamente? Es probable que las respuestas todavía tarden en conocerse, pero el proyecto HandPas, impulsado por la Unión Europea y liderado por la Junta de Extremadura, aspira a acortar ese plazo tras digitalizar las huellas de 33 cuevas de Francia, Italia y España en tres dimensiones para estudiar su significado.

«Cada vez que veo una mano entiendo que me saluda. Y que quien la plasmó quería comunicarse con la eternidad», razona Hipólito Collado, arqueólogo experto en Arte Rupestre y uno de los responsables de HandPas. Lo hace en las profundidades de la Extremadura profunda, como les gusta referirse a los parroquianos. Exactamente en el subsuelo de Fuentes de León, un pueblo de Badajoz de menos de 2.500 habitantes volcado en la actividad que generan sus grutas, donde se han encontrado restos de hace más de 10.000 años. «Aquí la paleontología es un motor económico. Es nuestro petróleo», explica el especialista en un discurso en el que enhebra lo terrenal y lo místico.

Con ejemplos procedentes de las francesas [...] EL MUNDO